Un astrofísico de la Universidad de Western Sydney, Ragbir Bhathal, detectó en Diciembre de 2008 una señal láser que provenía del espacio exterior. Este científico desempeña sus funciones en las instalaciones australianas del Search for Extraterrestrial Intelligence, SETI, la organización que efectúa una búsqueda de inteligencia extraterrestre a través de radiotelescopios. Al parecer la cautela es una de las más grandes virtudes de Bhathal, puesto que en lugar de salir corriendo para comunicar del hecho a los periodistas, prefirió pasar cerca de cinco meses investigando si existía algún tipo de error en los instrumentos, habiendo la posibilidad de que se tratase de un fenómeno físico común; o sencillamente un ruido aleatorio procedente del espacio.

Al haber descartado cada una de las fuentes conocidas, Bhathal dio a conocer su descubrimiento. “La NASA usa láseres para que se comunique en el espacio, de modo que no es tan absurdo pensar que una civilización extraterrestre podía utilizarlos también”, expuso. Mandar una señal láser dirigida a una zona del espacio en particular es tan simple que casi se lo podría hacer actualmente, añade Paul Horowitz, un profesor de física de la Universidad de Harvard. Como dato, el láser NOVA del propio Laboratorio Nacional Lawrence Livermore, California, usado en experimento de fisión nuclear, tiene la capacidad de producir 1,000 millones de vatios de luz láser en una fracción pequeñísima de segundo. En caso que reflejáramos dicho haz en un espejo de una decena de metros como el del telescopio Keck de Hawái, se podría emitir una luz 5,000 veces más brillante que el mismo Sol hacia donde se quisiera. Se tiene que asumir que ET es capaz también de hacer una cosa así o similar.

Este hallazgo adquirió mucho significado hace apenas unos meses, cuando astrónomos detectaron el primer planeta que reúne las condiciones para albergar vida: Gliese 581g. La conexión se encuentra en que, sorprendentemente, tanto la señal detectada como este planeta se encuentran en la misma zona del espacio.

A pesar de todo, todavía es muy pronto para referir esta luz láser a una civilización de otro mundo. Sin embargo, SETI sigue trabajando en esto. Carl Sagan, en la introducción de Comunicación con Inteligencias Extraterrestres (su libro), decía que en un sentido bastante real, la búsqueda de inteligencia extraterrestre viene a ser una búsqueda del contexto cósmico de la humanidad, una búsqueda de quiénes somos, de dónde provenimos y qué posibilidades tenemos para el futuro. Si se tiene éxito, la señal detectada por Bhathal podría tener la respuesta a esta gran búsqueda de la humanidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s